Estas fianzas garantizan el pago del crédito otorgado por la compra de bienes y servicios o del financiamiento obtenido a través de distintos beneficiarios.

Garantizan únicamente ante personas morales o Dependencias Públicas del Gobierno Federal, el cumplimiento de las obligaciones de carácter crediticio.